Anita Cole

en
es

A finales de noviembre del 2001, Anita Cole, recibió su liberación del servicio al ejército estadounidense como una objetora de conciencia (OC) a la guerra.

Antes de entrar a las fuerzas armadas, me sentía como muchas personas se sienten, hablando de manera general, sentía que asesinar era malo, pero a momentos consideraba que matar era inevitable e incluso justificable, como, por ejemplo, en una guerra..

Yo soy una persona de convicciones intensas. Mis padres me criaron creyendo que sirvir a la sociedad -entregando tiempo y donando recursoses un imperativo moral. Desde que era una niña, siempre he sido agradecida de ser una ciudadana estadounidense; Senti que todas las personas deben de servir a su país y las Fuerzas Armadas apelaban a mí con un esfuerzo mezclado con sentido.

Después de graduarme del bachiller decidí unirme al Ejército. Mi motivo para unirme al Ejército no fue recibir un crédito para el bachiller o cualquier otro incentivo monetario, al momento de mi enlistamiento me sentí llena de orgullo y profundamente plena con mi compromiso de servir a mi país.

Durante el entrenamiento básico, el entramiento con bayoneta se conjugaba con el mantra "¿Qué hace el pasto crecer?!! Sangre, sangre, sangre hace el pasto crecer!!," esto me choqueo. Pero incluso en ese momento, pensé que si eramos llamadas para la guerra, también deberia enarbolar el espíritu guerrero.

En agosto del 2000, fui enviada al recinto para calificar para mi arma asignada: "la M-16A2". Estaba profundamente atormentada y traumatizada mientras disparaba con una arma mortal a siluetas humanas, un sargento percibiendo mi, obvio, acongojamiento trato de darme una motivación diciendo: "Vamos, tu eres una asesina". En el momento estaba tan aturdida que no fui capaz de razonar.

Me dije a mi misma que sólo estaba "haciendo agujeros en papeles". A pesar de este acto de voluntad (.......) de todas formas las palabras del NCO en el recinto ("Vamos, tu eres una asesina") me han perseguido continuamente. Esta "arenga", cimento en mi consciencia la objeción a mis obligaciones como soldado.

Mi conciencia, la meditación, la lectura y la instrospección me han llevado a respetar la verdadera naturaleza de mi ser; No sere capaz de vivir en ningun tipo de paz si es que mato, dejo a otros matar o apoyo en mis pensamientos o en mi manera de vivir cuaquier acto de matar .... En otras palabras, soy una objetora de conciencia en el sentido literal.

Añadir nuevo comentario

Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .