Corea del Sur: El servicio militar congelado en los 21 meses

Chosun Ilbo reportó el 22 de diciembre de 2010 que el servicio militar obligatorio se congelará en los 21 meses y no se reducirá a 18 meses, como se había previsto. El paso, que es una respuesta a las crecientes tensiones en la península coreana, pone freno a una reducción gradual del servicio militar obligatorio de 24 a 18 meses para el ejército, 20 meses para la Armada y 21 meses para la Fuerza Aérea, tal como fue anunciado en septiembre de 2007.

"La Comisión Presidencial para la Promoción de la Defensa propone al presidente Lee Myung-bak que el período de servicio obligatorio sea restaurado a los 24 meses, pero se ha decidido congelarlo en 21 meses para reducir al mínimo la desventaja de los conscriptos futuros y evitar una debilitamiento de la capacidad de combate de los militares", dijo un funcionario del Ministerio de Defensa, según Chosun Ilbo.

The Korea Times informó que el gobierno coreano ha revisado la ley del servicio militar como parte de las medidas para paliar la escasez de tropas y prevenir la discriminación o tratamiento preferencial en razón del color de la piel. Todos los hombres capaces de Corea del Sur, independientemente de su color de piel u origen étnico, estarán sujetos a cumplir el servicio militar obligatorio a partir del 1 enero de 2011. También aquellos que lucen claramente un origen multiétnico ya no estarán exentos de servicio militar obligatorio. Anteriormente, los militares excluían del servicio militar a los coreanos con raíces mixtas y con características físicas no asiáticas por temor a que se produjera un choque cultural y dificultades para adaptarse a la vida militar.

Por otra parte, en un intento por frenar a los evasores militares, el ejército ha decidido cambiar la restricción de edad para el servicio militar y subirla de 31 a 36 años. Para aquellos que hayan intentado evadir su deber militar, se extenderá el límite de edad a 38, ya que muchos coreanos intencionalmente parten al extranjero y renuncian a su ciudadanía para evitar el reclutamiento.

Además, las fuerzas armadas extenderán las actuales cinco semanas de entrenamiento militar básico para los nuevos reclutas a ocho semanas e intensificarán el nivel de su formación física y psicológica partir del próximo año. Los alistados también recibirán entrenamiento militar los sábados.

Más objetores de conciencia

Moon MyungjinMoon Myungjin

Mientras tanto, los objetores de conciencia políticos están declarando su objeción. El 14 de diciembre de 2010, Myungjin Moon declaró su objeción en una conferencia de prensa. En su manifestación, escribe: "Ir a la cárcel en vez de alistarme en el ejército ha sido uno de los temas más cruciales en mi vida. No hay un momento específico en que decidiera optar por rechazar el servicio militar, ni es fácil de explicar las razones de mi objeción en términos simples. Una cosa segura es que se ha vuelto cada vez más difícil convencerme de que debo tomar las armas como soldado".

Myungjin Moon es bien conocido por la Internacional de Resistentes a la Guerra. Se ofreció como voluntario durante tres meses en la oficina de la IRG en Londres, de enero a marzo de 2009, donde trabajó sobre todo con documentación sobre Corea del Sur y ayudó a organizar los 15 eventos de mayo en ese país en 2009. También participó en varios seminarios y conferencias de la IRG, como la Trienal de la IRG en Paderborn (Alemania) en 2006; el Intercambio de Formación sobre Noviolencia, realizado en Bilbao en octubre de 2008; y la Conferencia Internacional llevada a cabo en Ahmedabad (India) en enero de 2010. Además, Ahn Jeehwan se niega el servicio militar como anarquista.

Ambos enfrentan dieciocho meses de cárcel por su objeción de conciencia, aunque el Comité de Derechos Humanos ha declarado reiteradamente que la sentencia de condena a los objetores de conciencia equivale a una violación del artículo 18 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos (véase el Informe-OC n º 27, de febrero de 2007 y el Informe-OC n º 56 de mayo / junio de 2010). En la actualidad, una nueva queja ante la Corte Constitucional de Corea del Sur aún está pendiente (véase el Informe-OC n º 51 de octubre de 2009).

La mayoría de los objetores de conciencia de Corea del Sur son miembros de los Testigos de Jehová. Sin embargo, un pequeño movimiento político y antimilitarista ha ido apareciendo desde 2001 y varios de estos objetores de conciencia política también acabaron en la cárcel. Según la organización coreana de OC Un mundo sin guerra, 965 objetores de conciencia cumplían penas de prisión en noviembre de 2010.

Fuentes: The Korea Times: Ciudadanos varones biraciales sujetos a la conscripción, del 30 de diciembre de 2010; El Chosun Ilbo: Servicio Militar Obligatorio congelados en los 21 meses, del 22 de diciembre de 2010; Comité de Derechos Humanos: Comunicaciones No. 1593 a 1603/2007, el CCPR / C / 98/D/1593-1603/2007, del 14 de abril de 2010.